Keller Bier

Keller Bier significa sótano cervecero en alemán, y este bar que abrió sus puertas en 2018 y se encuentra literalmente frente al Obelisco, se propone ser un oasis cervecero subterráneo entre tanto cemento del microcentro porteño. De afuera, un cartel y unas escaleras te muestran la entrada al sótano, y cuando vas bajando, vas sintiendo el cambio: luces cálidas, mucha madera y metal repartida entre las mesas, sillas y paredes, buena música a niveles tranquilos que permiten que te pongas al día con tus amig@s.

Para comer, tienen opciones súper variadas! En el picoteo, encontrás las clásicas papas y nachos tuneados (aunque con algunas sorpresas como bondiola braseada), pero también batatas fritas, rabas o langostinos, y cazuelitas calientes. Se suman hamburguesas, sandwiches, ensaladas y pizzas para completar el menú, que es casero y muy rico! Nos gustó que tengan opciones que se salen de las clásicas que encontramos en las cervecerías! La atención es a la mesa, lo cual también es un diferencial hoy en día. En cuanto a birras, tienen 15 canillas de fábricas como Gorilla, Postanak, Brugge, Ruta 40, entre otras. Dividen las birras entre Clásicas, que son las que mantienen estables en la pizarra, y Premium, que van rotando, e incluyen también una canilla de sidra tirada Bauer.

Nosotros arrancamos por una Blonde y una Scottish de Postanak, que salieron con maní para picotear, mientras charlábamos y bajábamos un cambio del día laboral. Al ratito llegaron las Batatas fritas especiadas con queso crema y ciboulette, y la Empanada de entraña que pedimos de entradas. Qué decirles? Amamos las batatas fritas y sabemos que no son fáciles de conseguir ni de cocinar, y estas nos encantaron! Sequitas por fuera, con un crocantito que le aportan las especias, y bien tiernas por dentro, se nos hace agua la boca de recordarlas! Atención al tamaño de la porción, que son para compartir! La empanada de entraña está bue-ní-si-ma! Caserita y sabrosa, ideal si querés pedir algo más tranqui y al horno porque no estás para algo frito.

Seguimos con los platos fuertes, y le entramos a una Hamburguesa Doble Keller (sale con doble carne, cheddar, panceta ahumada, morrones asados y cebolla morada) y un Sandwich de pollo y guacamole (sale en pan francés, con espinaca fresca y queso crema). La hamburguesa es una bomba enorme y re sabrosa, quizás lo único que podemos mencionar como punto en contra es que es una hamburguesa más un medallón “old school” y no es smashed, que es como a nosotros nos gustan las burgers, pero cumple perfectamente en cuanto al sabor! El sandwich de pollo nos sorprendió, nos pareció una gran opción! Ambos salieron con papas cortadas en cuña que eran un fuego! Acompañamos estas bombas con una APA de Brugge y una IPA de Postanak.

Para cerrar la noche, hay postres si te gusta lo dulce! Preguntá cuáles tienen disponibles cuanda vayas, porque los van rotando! Nosotros optamos por terminar con una Amber Lager de Postanak y un Daiquiri Frozen de Maracuyá, uno de los tantos tragos que podés elegir dentro de la selección que tienen en Keller Bier!

Un sótano cervecero en el medio del microcentro porteño, Keller Bier te propone terminar tu día con 15 canillas de buenas birras artesanales y un gran menú de morfi casero, pasando un buen rato rodeado de amig@s!


Gracias a Carlos de Keller Bier por recibirnos tan amablemente! Salud! GPS BIRRA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: