Bucaré Bar de Fábrica

Publicado por

Bucaré abrió sus puertas en 2016 como fábrica y tap room en el corazón de Olivos. La gente pasaba a buscar birra para llevar a su casa, pero se terminaba quedando, y nació la necesidad de transformar el tap room en bar. En Bucaré se trata de eso, de ir creciendo a pedido del público, por lo que en 2017 inauguraron el bar como lo vemos ahora, y en 2018 abrieron su segundo bar en Florida. El corazón de la propuesta: hacen la birra y la venden, cuidando los productos en todo el proceso.

Ubicado en una casa antigua, con luces cálidas, mesas cominutarias pero también pequeñas, altas y bajas, banquetas, y música tranqui sonando de fondo, Bucaré Olivos te hace sentir cómodo ni bien entrás al local. Un pequeño patio de entrada con un Bucaré pintado en la pared, la barra con mucha madera como centro de la escena, diferentes ambientes que permiten sentarse en grupo o en algún lugar más tranquilo, un perchero comunitario para que dejes ahí tu abrigo, y de fondo la estrella de la casa: la fábrica. Vas a poder ver los maduradores en los que está esperando para salir a la cancha la birra como la que estás tomando. Si bien no tienen visitas guiadas pactadas, la fábrica está abierta a quien quiera conocerla, así que si estás leyendo la nota y andás por Olivos, no dudes en pasarte por el bar y pedir entrar! Te vas a alucinar con el proceso de elaboración de la cerveza y vas a poder ver de cerca cada uno de sus pasos.

Bucaré significa Ceibo, el árbol y la flor nacional de Argentina. Y es así como todas las cervezas que hacen los chicos, llevan nombres de árboles autóctonos, resaltando lo nacional y el sentimiento de pertenencia. Esto se traduce también en el local: no vas a ver palabras en inglés dando vueltas, todo es en castellano.

Tienen 10 canillas de cerveza artesanal de elaboración propia, 6 estilos estables y 4 rotativos que varían según la estación. La pizarra incluye además de los nombres de las cervezas, el estilo que les corresponde, y la info que nos encanta que figure: los IBUs, el ABV, y hasta un índice de maltosidad y lúpulo. Como si con esto no alcanzara, en cada mesa vas a encontrar un set de tarjetas donde están todas las birras estables y su descripción de cata. La idea es ayudarte en la elección, para que puedas imaginarte con qué te vas a encontrar al momento de tomar la birra. Igualmente, los chicos de la barra conocen todas las cervezas a la perfección, y van a asesorarte y darte de probar si no estás muy orientad@ sobre qué pedir. Aplausos para los chicos de Bucaré por todos estos puntos en relación a la birra!

IMG_20180406_231449177_LL

Para comer, nosotros llegamos en un momento previo al cambio de menú (se vienen cosas grosas que les vamos a contar en un tiempo!), pero sabemos que la esencia de la cocina va a seguir siendo la misma, así que les vamos a contar lo que probamos para que puedan darse una idea de qué pueden esperar al momento de visitar Bucaré. Cuando pedís morfi en la caja, te van a dar un número, y luego te van a llevar a la mesa tu pedido. El trato en ese sentido es súper personalizado, vas a interactuar con los chicos de la barra todo el tiempo, y te adelantamos que son unos genios y se van a encargar de que disfrutes al 100% tu estadía en el bar!

Nosotros arrancamos con una Weissbier (una de las birras de estación. Dorada, turbia, de espuma que deja encaje en el vaso, suave y sedosa. Se nota el trigo bien marcado en el aroma y en boca. Muy bien logrado el estilo) y una Alnus (Es una APA. Ámbar, de espuma cremosa, floral, de amargor moderado. Una de nuestras preferidas de la noche sin dudas), que salieron con maní de cortesía.

Tuvimos el lujo de visitar la fábrica mientras tomábamos la segunda ronda de birras de estación: una Brown Ale (entre amarronada y rojiza, de espuma color té con leche, aroma tostado, en boca notas a malta caramelo tostada. Un estilo no tan fácil de encontrar y que nos gustó mucho!) y una Session IPA (dorada, con notas cítricas y frutales en aroma y boca, suave y fácil de tomar, de amargor medio).

Para comer, le entramos a un surtidito increíble. Probamos:

  • Tostada de salmón: un tostón de pan de campo con guacamole, salmón ahumado, y cebolla morada. Una delicia! Fresco, abundante. Nos encantó!
  • Tostada de jamón crudo: un tostón de pan de campo con jamón crudo, tomates secos en oliva…. Increíbles, con el toque justo de cada cosa.
  • Empanadas de carne: Fritas, salen bien sequitas por fuera y por dentro tan jugosas que no lo vas a poder creer. Picantonas en el punto justo, súper sabrosas. Y aunque no son aptas primera cita, valen la pena al 100%!
  • Provoleta: sale en una asaderita, con los bordes increíblemente crocantes, y rúcula y tomates cherry arriba, acompañada de una tostada de pan de campo. Una provo estrella, nos encantó!
  • Tortilla de papa y salchicha parrillera: sale en una asaderita, una porción de tortilla, con alioli, una salchi parrillera que la rompe toda y una tostada de pan de campo. Muy rica!

Acompañamos de una Sauco Special Bitter (cobriza, aroma dulce, en boca balanceada entre el dulce de las maltas caramelo y un final seco y amargo con notas florales que le aporta el lúpulo) y una Tarumá (La IPA de la casa. Ámbar, de espuma cremosa, en boca balanceada entre notas herbales y florales, de aroma floral).

Cerramos la noche probando el brownie con helado de frutos rojos. La porción justa, la combinación exacta entre la tibieza del brownie y la frescura del helado, y el toque de que no sea de americana nos encantó! Para acompañarlo, cerramos con nuestras preferidas de la noche: una Session IPA  y una Alnus.

Un bar de fábrica con alma de casa, donde vas a sentirte cómodo como si estuvieras en la tuya, porque un poco se va a transformar en tu refugio. Con 10 canillas propias de muy buenas birras, y una carta de morfi casero cuidada al detalle con opciones para todos los gustos. Un bar íntimo, con onda amiguera y familiar, que te propone disfrutar de un buen momento y sin dudas lo logra. 

Precio


Gracias a los chicos de Bucaré por invitarnos a conocerlos, en especial a Martina por todas las gestiones, a Belén, Fede y Araceli por atendernos increíblemente y por la onda que tienen, y a Emiliano y Julián por esperarnos y mostrarnos la fábrica! Salud gente linda! GPS BIRRA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s